BENEFICIOS POR MUERTE

 

Los pensionados son personas preocupadas por el bienestar futuro de sus cónyuges y familiares más cercanos, pero… ¿Cuánto sabe su familia de sus asuntos personales? ¿Qué beneficios pueden tener derecho a recibir? ¿Dónde? ¿Cuándo? ¿Qué deben hacer para recibirlos? ¿Qué documentos necesitarán? Aunque pensar y hablar sobre nuestra propia muerte no nos guste mucho, debemos hacerlo por el bienestar futuro de nuestras familias. Recordemos que a la muerte del pensionado los cheques de pensión terminarán y que los beneficios a los que sus familiares puedan tener derecho no se harán automáticamente, sino que deben ser reclamados por éstos. Es su responsabilidad informarles sobre ello.

Es recomendable que conserven todos sus documentos importantes en un mismo lugar y que sus familiares más cercanos sepan donde están y tengan acceso a ellos. Procure tener: copia de su Designación de Beneficiarios; testamento, si lo tiene; documentos relacionados con Seguro Social; copia de su Acta de Nacimiento, las de sus hijos y cónyuge; Acta de Matrimonio; documentos sobre servicio militar; si es extranjero, copia de los documentos de naturalización; si tuvo más de un matrimonio, conserve información sobre fechas del casamiento, del divorcio, nombre del cónyuge anterior, etc.; documentos relacionados con seguros, escrituras de su casa, sobre cuentas bancarias de ahorros, sobre inversiones y sobre cualquier asunto que para usted sea importante conservar.